lunes, enero 14, 2008

Elecciones generales (II)

El presidente Zapatero ha reunido a su consejo de ministros esta mañana en sesión extraordinaria y ha comunicado al Rey la disolución de las Cortes Generales. Da comienzo así, de forma oficial, la carrera hacia las elecciones generales del 9 de marzo. Coincide este punto de arranque con la publicación de varias encuestas, que siguen anunciando un resultado muy ajustado, de empate técnico en algunos casos, aunque con una pequeña ventaja para los socialistas. Este fin de semana el propio Zapatero y su principal oponente, Mariano Rajoy, han celebrado actos masivos de precampaña para empezar a movilizar a sus respectivas parroquias. Precisamente, del efecto de sus llamamientos a la participación y de la eficacia de sus maquinarias de partido dependerá, en buena medida, el desenlace de ese aparente empate previo. Por debajo del 70% de movilización del voto el 9-M, los populares tendrán opciones de lograr una ajustadísima victoria, y por encima de ese nivel serán los socialistas los que tengan todas las papeletas para cantar victoria. Mientras, en Euskadi se descarta ya oficialmente la coalición a cuatro que se propugnaba desde algunos sectores del nacionalismo vasco. Sólo queda la pugna por no aparecer ante la opinión pública como contrario a la unidad preelectoral entre abertzales y en ese contexto se debe enmarcar la mano tendida del PNV a EA para hacer revivir la coalición a dos. Son las escaramuzas tradicionales de los últimos años en víspera de elecciones que acabarán, sin duda, con cada partido presentándose por su lado. La mejor demostración es la presentación de las listas. El PNV opta por repetir con unos candidatos que han llevado a cabo una buena labor en Madrid. Josu Erkoreka es un valor reconocido dentro y fuera de la formación jeltzale y seguirá liderando un Grupo Vasco que, a estas alturas, no sabe exactamente cuál será su papel en la próxima legislatura, ya que dependerá, en buena medida, del desarrollo de la hoja de ruta anunciada en su día por el lehendakari. En las filas del PSE-EE Edu Madina encabeza la lista por Bizkaia y, conociéndole, puede lograr unos magníficos resultados porque no es el clásico hombre de partido de discurso facilón y cortedad de miras. Ramón Jáuregui, por Álava, y Miguel Buen, por Bizkaia, completan una terna de mucho peso político.    

1 comentario:

Anónimo dijo...

Por un lado, creo que los socialistas van a obtener un gran resultado en Euskadi.
Por otro, y tras el "no" a Gallardón, creo que Zapatero tiene margen para ganar aunque la participación no llegue al 70%.
Saludos madrileños,
jlbenayas.blogspot.com